Rossi se alejó del “Grupo UMET”, que se volcó por Solá para presidente

El jefe de diputados nacionales del Frente para la Victoria-PJ, Agustín Rossi, decidió tomar distancia del llamado ‘Grupo UMET’, un agrupamiento de dirigentes peronistas que viene reuniéndose desde principios de año.

El jefe de diputados nacionales del Frente para la Victoria-PJ, Agustín Rossi, decidió tomar distancia del llamado “Grupo UMET”, un agrupamiento de dirigentes peronistas que viene reuniéndose desde principios de año para bregar por la unidad del campo peronista y que ahora comenzó a cerrar filas detrás las aspiraciones presidenciales de Felipe Solá, lo que motivó la partida del legislador.

El meollo que explica el alejamiento de Rossi es que, al igual que Solá, él tambiéncomunicó semanas atrás sus intenciones de competir por la Presidencia en el marco de un frente donde confluyan distintos sectores del peronismo con fuerzas aliadas. Alberto Fernández, Daniel Arroyo, Fernando “Chino” Navarro, Eugenio “Nito” Artaza y Víctor Santa María, integrantes del grupo UMET.

En tanto, los dirigentes peronistas parecen haber volcado sus apoyos al ex gobernador bonaerense y, en ese contexto, Rossi evaluó que ya nada tenía que hacer ahí. La salida de Rossi, fue pacífica y no desató animosidades ya que la prioridad de ambos sectores es la de preservar el vínculo para no romper el proceso de unidad en el que está embarcado ese sector del peronismo, que se encamina a resolver su interna a través de unas PASO.

En la retirada del Grupo UMET, el ex ministro de Defensa se llevó al diputado nacional y ex ministro de Educación Daniel Filmus, quien también participaba de ese espacio como parte de Unidad Ciudadana. Ahora Rossi concentra sus energías en armar una plataforma política y un plan de Gobierno para su propia campaña y, en ese marco, ya logró conformar un equipo de trabajo que integran, entre otros, el mencionado Filmus, el economista Carlos Heller.

Además, estará también el diputado Guillermo Carmona, el ex ministro de Agricultura Julián Domínguez, la diputada Cristina Álvarez Rodríguez y la ex jefa del Banco Central Mercedes Marcó del Pont. Pese a no detener la marcha, el santafesino sabe que su precandidatura por Unidad Ciudadana es un plan B que sólo se activaría en caso de que la ex presidenta Cristina Kirchner desista de ser la representante del espacio en las elecciones presidenciales.

Por fuera de la competencia entre Rossi y Solá, existe una tercera rama de dirigentes peronistas que se agrupan bajo el rótulo “Hay 2019”, entre los cuales se encuentran el gobernador de San Luis, Alberto Rodríguez Saá, y el intendente de Resistencia, Jorge Capitanich. Meses atrás, estos dos dirigentes se mostraban muy activos en la construcción de plataformas, al punto que se los mencionaba como firmes aspirantes a ser candidatos.

Sin ir más lejos, el puntano había organizado en marzo pasado una multitudinaria cumbre de referentes del peronismo cercano al kirchnerismo en la capital de su provincia. Sin embargo, ya hace tiempo que tanto Rodríguez Saá como Capitanich sacaron el pie del acelerador y bajaron su perfil, dejándole la pista libre a Rossi y a Solá. Ahora, Rodríguez Saá dejó trascender que estaría complacido con ser compañero de fórmula de Cristina Kirchner.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s